Crítica: Motörhead, Bad Magic.

Snagletooth vuelve de nuevo a una carátula porque Motörhead ha realizado un nuevo trabajo. Motörhead es una banda británica de “rock n roll” formada por el líder Lemmy Kilmister hace 40 años atrás. La tacharé de rock n roll porque es lo que nos dice siempre el señor Lemmy, aunque por otra parte, muchos otros críticos la tachan de heavy metal, speed metal e incluso thrash metal. Además muchos artistas de estos géneros la han citado como banda influyente.

Setlist:

  1. Victory or die
  2. Thunder & lightning
  3. Fire storm hotel
  4. Shoot out all of your lights
  5. The devil
  6. Electricity
  7. Evil Eye
  8. Teach them how to bleed
  9. Till the end
  10. Tell me who to kill
  11. Choking on your screams
  12. Then the sky comes looking for you
  13. Sympathy for the devil (The Rolling Stones cover)

Podría pasarme horas analizando el álbum Bad Magic, escuchándolo, sacando jugo a los temas y repitiéndolos, pero realmente, si quieres que te enamore este álbum, tienes que tener a Motörhead como a una banda de tus favoritas.

Nada más empezar el álbum ya escuchamos a la voz de nuestro Lemmy Kilmister (tantos años de carrera ya es como de la familia en el mundo del rock) junto a la explosión melódica de la guitarra de Phil Campbell (no confundir con Vivian Campbell, por el amor de dios), y el trueno de Mikkey Dee a la batería en el tema “Victory or Die”.

El segundo tema también es pura energía y el tercero, llamado “Fire storm hotel”, en cambio, es menos enérgico, pero sin embargo, tenemos unos ritmos más pesados y una voz más melódica. También la guitarra y el bajo parecen bailar en armonía.

Seguimos escuchando el álbum hasta que llegamos al noveno tema, “Till the end”, que es una canción que es más balada con un inicio mucho más pausado lleno de acordes más sonoros, la voz más lenta pero llena de coros, una canción que en definitiva, le pondría los pelos de punta a muchos.

En conclusión, básicamente el álbum es así: los tres miembros juegan a crear melodías, unas más rápidas, otras más lentas, pero siempre pesadas a la vez que agradables. Es un trabajo excelente de parte de estos artistas y que esperemos que sigan tirando del carro por más tiempo aunque, desgraciadamente, salgan estos problemas de salud de Lemmy. El Bad Magic merece ser escuchado por los fans de la banda y por la demás gente porque realmente no tiene desperdicio alguno, y como no, siempre hay una canción que te resalta y en este caso es la cuarta: “Shoot out all of your lights” porque veo una gran dedicación de parte de todos.

Componentes:

  • Lemmy Kilmister
  • Phil Campbell
  • Mikkey Dee

NOTA: 8

 

Critica Redactada por: Aitor Jimenez

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s